Ya estaba listo, con el toque de un botón estaría publicando al web mi crucifixión del Moto 360 en una reseña algo venenosa de como Motorola mató mis sueños de un reloj inteligente. Uno que por fin tomará en consideración los dos elementos que yo espero de un producto como este, versatilidad y un buen diseño. Solo para ser interrumpido a solo minutos de publicar la reseña gracias a una nueva actualización del firmware el cual me hizo cambiar de opinión y por ende, volver a reconsiderar mi opinión del Moto 360.

Pero mis disculpas, me estoy adelantando, hablemos del Moto 360 empezando por el diseño. De solo mirarlo es evidente que Motorola, a diferencia de LG, Samsung y otros que han encaminado al mundo de los relojes inteligentes, reconoce que esta nueva categoría de productos es la culminación de una larga evolución que hemos visto en la tecnología en los pasados años. Donde la tecnología se convierte en estilo. Donde el teléfono que usa, la computadora donde trabaja y ahora el “gadget” que viste, no sólo le ayuda a cumplir unas tareas, sino que hablan de usted, de su personalidad y de sus gustos. Tal como comunica hoy día la ropa que viste, los zapatos que calza y la joyería que lleva consigo.

Parece más un producto Apple que el mismo Apple Watch
El diseño del Moto 360 es simple pero elegante, sencillo pero fácil de reconocer. Es más, parece más un producto Apple que el mismo Apple Watch. Su cuerpo en acero inoxidable resulta familiar y su correa de cuero se siente flexible y cómoda versus las correas de gomas que hemos visto en otros relojes inteligentes. Mi única queja sobre la correa es que este empieza a presentar señales de desgaste bastante rápido, por suerte el Moto 360 permite colocar otras correas de 22mm (con algunas limitaciones las cuales describimos en este artículo). Más impresionante aún, el Moto 360, aunque se ve sólido es sorpresivamente liviano.

20140930_204357_HDR

El reloj cuenta con un único botón, el cual funciona como el botón de “Home” o si lo deja apretado lo lleva a las configuraciones del equipo. Al voltearlo la superficie interior nos delata dos cosas: primero que el Moto 360 está certificado como IP67, lo que significa que es resistente al polvo y puede sumergirse al agua hasta un metro, por 30 minutos. En adición en el centro está el lector de pulso, el cual puede monitorear su actividad física durante el transcurso del día.

20141013_162146_HDR

En su interior, el Moto 360 cuenta con 4GB de memoria, Bluetooth 4.0 LE, un giroscopio, un podómetro, micrófonos y un procesador Texas Instrument OMAP 3. La decisión de incorporar este procesador nos llamó la atención ya que es un procesador bastante viejo y hoy día contamos con procesadores no solamente más poderosos sino también más eficiente en cuanto al tema del uso de la energía. Quizás fue por un tema de costos. La realidad es que el Moto 360 se mueve bastante fluido, pero en ocasiones pudimos ver como el equipo tardaba en hacer una tarea (abrir una aplicación, cambiar el diseño del reloj…) y algo nos dice que fue por la decisión de utilizar este procesador OMAP.

Su pantalla redonda hace homenaje a la clásica joyería que llevamos usando por décadas.

Su pantalla redonda de 320 x 290 de resolución hace homenaje a la clásica joyería que llevamos usando por décadas. Sí, la pantalla no es 100% redonda, una franja negra es claramente visible en la parte inferior de la pantalla. Es aquí donde la pantalla se conecta con los circuitos del equipo, conocido como el “Display Driver”. Motorola tenía dos opciones: diseñar una pantalla con prácticamente ningún borde a su alrededor pero sacrificando una región para el “Display Driver” o hacer una pantalla 100% redonda pero con un borde más grueso para de esta forma distribuir el “Display Driver” en varias zonas (esta segunda opción es la que LG está implementando en su anunciado LG Watch R). Para ser honestos, la franja negra me incomodaba los primeros días, especialmente cuando aplicaba un diseño a la interface del reloj y veía como esta franja tapaba las horas y minutos en la parte inferior. Pero luego con el tiempo me familiarice y creo que la decisión fue una inteligente. Permite tener una pantalla redonda lo más amplia posible, sin hacerlo ridículamente grande.

Cuando diseñas un reloj inteligente con una pantalla cuadrada, tienes la seguridad de que TODA la pantalla puede ser utilizada.
Poder ofrecer la pantalla redonda lo más amplia posible es vital, gracias a que este diseño tiene sus limitaciones. Cuando diseñas un reloj inteligente con una pantalla cuadrada, tienes la seguridad de que TODA la pantalla puede ser utilizada. Cuando tienes una pantalla redonda hay un pequeño dilema, sí se ve más atractivo, pero hay zonas donde el contenido se pierde. Hay una razón porque el monitor de su computadora o la pantalla en su smartphone no es redondo, es porque en una pantalla redonda los bordes son áreas donde se sacrifica la presentación de la data, el texto se corta, la imagen se ve incompleta, etc. Claro, si la interface esta optimizada para una pantalla redonda, se le puede sacar más provecho, pero lamentablemente Android Wear como esta hoy día, no está optimizada para pantalla redondas. Con frecuencia imágenes o textos se veían interrumpidas por los bordes de la pantalla, algo que en mi LG Watch no tenía problemas en presentarlas. Lamentablemente este detalle no está en manos de Motorola sino de Google, quien tiene total control de la interface de Android Wear.

image
Para Google, el método de interacción preferido para Android Wear es mediante la voz
Otra limitación en el Moto 360 y el cual Google también es el responsable, es como usted interactúa con este equipo. Para Google, el método de interacción preferido para Android Wear es mediante la voz, no por su pantalla táctil. Si quiere iniciar un app, hacer una búsqueda con Google o hasta hacer un cambio en alguna configuración, Google quiere que haga estas tareas por voz. Obviamente no todos los usuarios se van a sentir cómodo con este tipo de interacción, menos en un sitio público… “Google, enviar mensaje de texto a mi esposa, ¿cómo estas mi muchumú?”. Es más, el ejemplo que acabo de dar no funcionaría porque todavía Android Wear no reconoce los comandos en español, al igual que los servicios de Google Now, estos están disponibles solo en inglés. Por suerte en el Google Play ya hay varias opciones de “launchers” los cuales añaden una interface de atajos iconos de sus aplicaciones dentro del Moto 360 (tal como lo tiene en su smartphone) y hasta teclados para la diminuta pantalla. Sin embargo estos son opciones que deberían ser nativos del sistema operativo. Aun así, con las limitaciones antes mencionadas, el tener Google Now en su muñeca, junto con notificaciones y la capacidad de ver su actividad física hacen el Moto 360 una propuesta interesante. Pero todo esto no vale mucho si el rendimiento de la batería no cumple sus expectativas y es aquí donde el tema se puso interesante.

20140929_123632_HDR (1)

En mis primeros días de prueba, el rendimiento de la batería del Moto 360 dejaba mucho que desear. Utilizando el reloj desde las siete u ocho de la mañana, me veía corriendo a un cargador a eso de las 6 de la tarde. Obviamente esto hacia súper incomodo la experiencia cuando uno terminaba con un “reloj inteligente” el cual a las ocho de la noche ni tan siquiera podía darte la hora. Justo cuando estaba perdiendo la fe en el producto, Motorola lanzó una actualización el cual mejora considerablemente el rendimiento de la batería. ¡Como por arte de magia, ahora el Moto 360 podía durar fácilmente hasta las 10 o 11 de la noche! Ahora por lo menos rinde lo que espero que dure la batería mientras estoy fuera de mi casa. Y si tengo que salir de nuevo, la batería del Moto 360 es tan pequeña que este se recarga sumamente rápido. De solo tener 15% de carga, en menos de media hora ya tenía nuevamente de un 50% a un 60%.

Hablando de recargar, el Moto 360 carece de todo tipo de puertos, este se recarga por inducción gracias a que viene con una base con tecnología Qi (se pronuncia “Chi”). Este convierte el Moto 360 es un reloj de tope de mesa mientras recarga. El único problema que veo de este método, es que en caso de que tenga que viajar y quiere llevarse su Moto 360, también tiene que llevar el cargador consigo.

20141013_162132_HDR

Conclusión

Android Wear le falta más cariño por parte de Google

El Moto 360 es un buen avance de lo que nos espera en esta nueva carrera de los “smartwatches”. Sin embargo todavía se siente como un producto en desarrollo, Android Wear le falta más cariño por parte de Google tanto en la interface como en las capacidades del sistema operativo. En adición Motorola quizás debió haber sacrificado un poco más de margen y colocar un procesador más a nuestros tiempos. El tema de la batería ha mejorado significativamente con la última actualización del firmware, pero obviamente no llega ni a los tobillos del rendimiento que nos ofrece el veterano de esta categoría… el Pebble Watch. Aun así, he tenido la oportunidad de utilizar varios relojes inteligentes y este ha sido sin duda alguna el que más personas se me han acercado para preguntarme cual es el reloj que estoy utilizando. Definitivamente algo bien hizo Motorola, solo les recomiendo a esperar por el Moto 360 x 2 (¿Moto 720?).

¡Comparte tu opinion!